DestacadasNacionales

El gobierno negocia con petroleras y provincias el congelamiento de los combustibles

El gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez gestionó el congelamiento generalizado para los combustibles tal como lo había anunciado el presidente Mauricio Macri, logró que se difiriera la publicación del decreto respectivo, y confirmó que se negociaría con todas las petroleras la modalidad de aplicación.

El Gobierno nacional decidió convocar a las empresas petroleras a una mesa de diálogo para acordar la implementación del anuncio que preveía el congelamiento del precio por 90 días. La convocatoria se realizará a través de la Secretaría de Energía a cargo de Gustavo Lopetegui.

«Esta convocatoria de la medida no es una marcha atrás al anuncio del presidente sino una marcha atrás en la publicación de la resolución que debía darse mañana para abrir el diálogo con las empresas» y los gobiernos provinciales, explicó la fuente gubernamental.

Por su parte, el ministro de Transporte Guillermo Dietrich sostuvo -categórico- anoche en el programa «A dos Voces» que la medida de congelamiento sigue vigente.

El mandatario neuquino se adjudicó las negociaciones ante el ministro del Interior, Rogelio Frigerio y el de Economía, Nicolás Dujovne.

Gutiérrez anticipó que se realizarán mesas de diálogo para evaluar la aplicación de la medida.

La decisión del gobierno nacional causó un profundo malestar en la industria petrolera y fundamentalmente  en los desarrollos no convencionales  de Vaca Muerta.

El gobierno neuquino calificó esta tarde a la medida como una decisión que afectaría negativamente a la provincia.

Gutiérrez agregó además que las negociaciones mañana participarán el ministro de Energía Alejandro Monteiro y el titular del gremio petrolero, Guillermo Pereyra.

Voceros de las principales petroleras señalaron anoche que se encuentran «evaluando la decisión del Gobierno y esperando ver cómo se implementa» pero advirtieron que la medida «es una señal malísima para el clima de inversiones en toda la cadena de valor de los combustibles».

En particular, el sector empresarial aguardaba conocer bajo qué figura legal el Gobierno obligará a las petroleras a fijar sus precios por 90 días, y su principal temor era que se apele, nuevamente, a la Ley de Abastecimiento ante eventuales faltantes por la distorsión de precios del mercado.

En ese sentido, las fuentes se preguntaban cómo se obligará a las empresas a importar buena parte del gasoil que demanda el mercado local a un precio internacional con el dólar a $63 pesos para venderlo en las estaciones de servicio a un dólar de 45,19 como fijó el gobierno.

Hasta las medidas, ahora pospuestas, las petroleras -en particular YPF que en los últimos meses marcó el ritmo de la actualización de precios- analizaban el reacomodamiento de las variables que conforman el precio de naftas y gasoils, en particular por el aumento del dólar desde el lunes.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Close

Adblock Detected

Please consider supporting us by disabling your ad blocker
A %d blogueros les gusta esto: