DestacadasNacionales

EL PEZ POR LA BOCA MUERE

Finalmente, tras acusarnos de impulsar un acuerdo negativo con las empresas del sector hidrocarburífero (CEPH y CEOPE), los compañeros de los sindicato de Petróleo, Gas y Biocombustibles Privado de Cuyo y los del Sindicato del Petróleo, Gas y Biocombustibles de Bahía Blanca – La Pampa, terminaron firmando ese mismo acuerdo que impulsamos desde nuestra organización con el fin de mantener las fuentes de trabajo, lo más importante en tiempos de pandemia.
Tras apelar al “deseo de sus representados”, de no ver disminuidos los ingresos mensuales, esos dirigentes que alzaron el dedo acusador no tuvieron otra opción que mirar la película completa y seguir nuestro ejemplo: priorizar al trabajador y sus familias en lugar de mirar su propio ombligo, pleno léxico tan florido como inútil.
Nos criticaron ferozmente por decir que en tiempos de crisis había que encontrar una salida consensuada. Nosotros marcamos un camino destinado a preservar al trabajador y su futuro. Por suerte así lo entendieron y nos imitaron. Ahora esperamos que puedan también otorgar a sus afiliados al menos la mitad de los beneficios que tenemos en Río Negro, Neuquén y La Pampa.

No es tiempo de mezquindades. Ojalá la reflexión los invada y puedan pensar en el otro. Nos acusaron de tomar desiciones “carentes de solidaridad”. Quizás tras recapacitar, puedan mostrar algo de lo que pregonan en estos tiempos de crisis, sino serán, como casi siempre, una cáscara vacía.
Nosotros elegimos la calma en el futuro y no la avaricia de la coyuntura. Ojalá puedan seguirnos en esto también.

Guillermo Juan Pereyra
Secretario General Sindicato de Petróleo y Gas Privado de la Río Negro, Neuquén y La Pampa.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Close
A %d blogueros les gusta esto: