DestacadasLocales

Inversores visitaron la zona productiva Casa de Piedra

Estamos a las puertas de tener un polo de pistachos en la zona”, anunció Enrique Schmidt, presidente del Ente Provincial del Río Colorado, tras la reciente visita de un grupo de inversores a la Villa Casa de Piedra.

En la Villa se encuentran varias hectáreas destinadas a la producción de pistacho a través de dos empresas radicadas en la zona. A partir del trabajo realizado por el Ente Provincial del Río Colorado en la Chacra Experimental, se demuestra que la producción de pistacho se adapta perfectamente a las condiciones de tierra, clima y agua del lugar.

La reunión y posterior recorrida de inversores y especialistas tuvo lugar en el edificio de la comuna de Casa de Piedra, y participaron el presidente, vicepresidente y gerente de Producción del EPRC, Enrique Schmidt, Roberto Bigorito y José Larrazábal, respectivamente, el intendente de La Adela, Juan Barrionuevo, el referente del EPRC, Silvano Tonelotto, Ingrid Kaufmann (INTA Alto Valle), la especialista en suelos Rosa Holzmann y los inversores Montanari, Erick Sabaidini (Pampa Pist), Sumer Naufori y el productor de pistachos de San Juan Marcelo Nemirovsky, junto a Pablo García.

Montanari, nativo de Río Colorado (Río Negro) informó que actualmente desarrolla un emprendimiento productivo en un campo en La Adela y en contacto con la Agencia Provincial de Noticias explicó que “somos consignatarios de hacienda hace muchos años. Nos gusta mucho lo que es malbec, la bodega, hemos estudiado el pistacho, la zona, las tierras, el clima, evidentemente va por ahí y estamos muy entusiasmados, esperamos tener el acompañamiento y asesoramiento necesario”.

CONDICIONES ÓPTIMAS

El director del proyecto agrícola Pistachos de los Andes en la provincia de San Juan, el empresario Marcelo Nemirovsky manifestó “vendimos plantas para la primera producción de pistachos en este lugar, nos interesa y hay muchas condiciones para el desarrollo de pistachos, el tema climático para el desarrollo productivo es determinante y vemos que aparecen polos como este que podría ser un nuevo polo de desarrollo, es bastante prometedor”.

Por su parte, las técnicas del INTA Alto Valle valoraron que “en Casa de Piedra hay un microclima especial”.

Otro de los inversores, Fernando Gutiérrez, empresario y productor, es el primero que se aventuró a los pistachos en Casa de Piedra. “Vinimos a conocer la zona con gente de España, cuando vieron la estación de bombeo, el agua, quedaron enloquecidos, empezamos a estudiar y se dieron las casualidades, nos consideramos emprendedores”.

“Casa de Piedra está en la latitud 39º02`S, los polos productores de pistachos en el hemisferio norte están entre 37º y 40º (latitud), es un indicador, está en el rango. Nos llamaba la atención. Ya vemos las plantas, los bosques de pistacho desde lo paisajístico, lo climático, el aire, el oxígeno que va a generar, ya lo visualizamos”, dijo entusiasmado.

Tras la reunión, las autoridades junto al grupo de inversores recorrieron la estación de bombeo, las plantaciones de pistacho y la chacra experimental.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba